“Me conocen como ‘Bones’, soy de la ciudad de Ocotlán, Jalisco, y tengo 18 años. Mi historia dentro del mundo del Rey de los deportes comienza desde pequeña. El motivo principal fue porque mi abuelo materno y mi tío eran jugadores de béisbol en ligas que se promovían dentro de mi ciudad o sus alrededores. Por eso siempre me llamó la atención aprender cuales eran las reglas y, más que nada, aprender a jugar. Cuando me di cuenta que lo mío lo mío era el béisbol fue el 12 de octubre de 2017… Mi hermano me invitó a la inauguración de la Liga Mexicana del Pacifico en el estadio de Charros de Jalisco, y desde que entré al estadio me di cuenta que me sentía muy familiarizada con todo lo que me rodeaba. Fue así cuando tomé la decisión de meterme 100% en este deporte. Se fue haciendo costumbre acompañar a mi hermano a los partidos de cada semana aquí en Ocotlán. Mis ganas por jugar crecían, pero ninguna mujer jugaba en los equipos de béisbol que conocía y mis papás obviamente me dijeron que yo no podía jugar en un equipo de puros hombres. Hasta que un día mi hermano me dio la noticia que él y un amigo iban a comenzar un equipo de softball. Entonces fue cuando dije ‘es ahora o nunca’. Tengo que admitir que me daba miedo porque todas las chicas del equipo anteriormente ya habían jugado, pero eso no fue un impedimento para que yo empezara a practicar. Metieron el equipo a una liga de softbol en Guadalajara. Duramos un año dentro de ésta, pero nadie contaba que las posibilidades de asistir a cada partido de cada una de nosotras iban a disminuir y fue cuando se tomó la decisión de sacar el equipo. No voy a negar que sí me puse un poco triste cuando me enteré, porque el softbol es un deporte que realmente me apasiona y me llena. Ese no fue un motivo para dejar de amar el béisbol porque conocí las historias de jugadores que ahora son de mis favoritos y que me inspiran a seguir adelante y nunca dejar de luchar por mis sueños. Mi mayor sueño es llegar a los juegos olímpicos en la selección mexicana de softbol y, aunque suene difícil, sé que lo voy a lograr.”

-Ximena Guadalupe Arias Cervantes-