“Tengo un campo de béisbol en la comunidad de Buenavista, municipio de Purísima del Rincón, Guanajuato, donde tengo una escuela de béisbol para las niñas y niños de la comunidad y sus alrededores. Son chicos de escasos recursos y no se les cobra nada. Yo consigo patrocinador para pagar al entrenador y los sábados, que son los partidos, yo soy mánager de los niños por la mañana y por la tarde soy mánager de las chicas. Así que por la mañana uso un uniforme de acuerdo a los niños y por la tarde uso otro uniforme de acuerdo al uniforme de las chicas. Yo les traslado a la comunidad que nos toque jugar, además de estarlos motivando en el partido. Inicié este proyecto hace cuatro años viendo que en estas comunidades los niños no hacían ningún deporte y es muy gratificante cosechar éxitos. En el poco tiempo que tenemos los niños han sido campeones de la liga infantil de Purísima 4 veces seguidas y las chicas son subcampeonas y antes de que iniciara la pandemia pasamos a la final nuevamente, la cual no se ha podido jugar por esta situación. Pienso que si tienes amor por México y su hermosa gente, puedes hacer lo que tengas a tu alcance para mejorar la calidad de vida de las personas. En mi caso, haciendo deporte, jugando y fomentando el béisbol en las comunidades. Aunque me falta mucho por aprender, yo creo que lo más importante es tener la iniciativa y amor por nuestro prójimo, amo lo que hago, amo el beisbol.”

-María Imelda Aldape Muñoz-